La diversidad sexual a través del cine

El segundo festival de cine gay de Cuba esté en marcha en La Habana y recorrerá después diferentes provincias, llevando una decena de películas en las que se trata, desde diferentes ángulos, la diversidad sexual.

Gloria Pausada, dirigente educativa de salud pública, explicó que en las presentaciones “se tratan temas como el VIH, la autoestima, los problemas familiares, diferentes aspectos que hacen vulnerables a los hombres que tienen relaciones sexuales con hombres”.

Entre las películas se presentan varias de Almodóvar, la cubana Fresa y Chocolate, Lo segundo mejor del mundo de Madonna, Cama para tres, Reinas, La chica del soldado y 20 centímetros, entre otras.

“Una de las cosas que hacemos (para evitar que sean marginados los gays) es justamente esto, abrir espacios, socializar a través del cine que tanto le gusta a los cubanos” explicó Gloria Pausada.

Diversidad

El festival del pasado año fue dirigido casi unilateralmente hacia el tema del VIH-SIDA y, colateralmente, sobre los homosexuales como grupo de riesgo.

Este año, el evento tiene una clara definición gay, como si el festival “saliera del armario”.
Así se aprende a conocer a la gente que tiene esa definición sexual para entenderlos y no discriminarlos
Hanna Imbert

También, por primera vez, la prensa nacional le dio cobertura: fue anunciado por varias emisoras de radio e incluso los canales educativos de la televisión oficial realizaron varios reportajes al respecto.

“Para nosotros esta actividad es muy importante porque al cine no sólo vienen hombres que tienen relaciones sexuales con hombres. Como usted puede ver, hay todo tipo de población y esto ayuda a sensibilizar a aquellos que son reacios a la homosexualidad”, explicó Rubén de Armas, uno de los organizadores del festival.

Entre el público había muchos heterosexuales que, además, lo aclaraban rápidamente apenas intentábamos entrevistarlos.

Muchos nos pidieron que no les hiciéramos fotos y otros se negaron a hablar.

No fue el caso de Hanna Imbert, una adolescente que fue allí con su novio y que cree que “esto es muy interesante porque antes era un tabú y así se aprende a conocer a la gente que tiene esa definición sexual para entenderlos y no discriminarlos”.

Historia personal
Los medios del país han hecho una cobertura especial del festival.

Otros llegan al cine en busca de respuestas para su propia vida.

Por ejemplo, Ronney Moya quien intenta comprender a su hijo adolescente gay.

“Desgraciadamente, tengo un hijo de 13 años con esa tendencia y tendré que ir documentándome poco a poco para poder enfrentar esa situación”, nos comenta Ronney Moya con sus contradictorios sentimientos a flor de piel.

Sin lugar a dudas, a la sociedad cubana todavía le queda un largo camino por recorrer en la aceptación de la diversidad sexual.

Sin embargo, lo que se ha avanzado no es poco si se tiene en cuenta que en las Unidades Militares de Ayuda a la Producción (UMAP), iniciadas en 1965, se les detenía en granjas agrícolas con la esperanza de que el trabajo los redefiniera sexualmente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: